viernes, 20 de junio de 2014

vacíos urbanos. Barcelona 1815 - 1944



una historia de la creación de la Barcelona  moderna en cuatro planos



1815.


Barcelona.
Antoni Montfort.

47,5x60,5
Institut Municipal d’Història de Barcelona
Arxiu Històric Municipal.
(I.G. 7733/15.3(1)A-II)







Planta de Barcelona dedicada al General Castaños , Capitán General de Catalunya desde 1815 hasta 1820.

Se observa una ciudad fuertemente enmarcada por las murallas y baluartes , bajo una  jurisdicción militar que todavía invoca el Estado de Sitio para dirimir cuestiones urbanas. Destaca la presencia de dos elementos que flotan en medio del vacío extramuros, edificados por la dominación borbónica: el fuerte de la Ciutadella y el barrio de la Barceloneta. El espacio entre ellos sólo es ocupado por el Rec Comptal y el parque de la Explanada, aparecido tras los derribos de 1714.También se ubica el proyecto del Jardín del General, impulsado por el propio Castaños, si bien su realización se demoró unos años.

El interior de la ciudad se halla bastante edificado, sobretodo alrededor del corazón romano y gótico. En el barrio del Raval todavía se observa un tejido más holgado, formado por conventos, hospitales, huertas y pequeñas industrias.Comienza a dibujarse la reforma de la Plaza Palau como centro de poder político,  lugar donde se ubica el Palau del Gobernador, la Duana y la Llotja de Comerç.

La Muralla de Mar se entrega directamente contra la escollera y el puerto de la ciudad se limita a la ensenada natural y al muelle construido frente a la Barceloneta.




1815 / 1842




1842.



Plano geométrico de la ciudad de Barcelona levantado por el arquitecto mayor de la misma Dn. José Mas i Vila quien lo dedica a su Excmo. Ayuntamiento Constitucional.

Josep Mas i Vila.
Ramón Alavern,grav. Barcelona.

Gravat. 2500 pams catalans. 600 varas castellanas. 70x105

Institut Municipal d’Història de Barcelona
Arxiu Històric Municipal.
(I.G. 8100/15.3(1)A-II) y ( I.G2889/15.3(1)R-80/90II)

Museu d’Història de la Ciutat ( sala XVII)







Plano dibujado por el autor de la apertura de la calle Ferran y reforma de la fachada neoclásica del Ayuntamiento. Se grafían las antiguas murallas de la Rambla y las romanas.

La ciudad sigue constreñida entre murallas, si bien observamos que se ha producido el desplazamiento de la Muralla de Mar y la ampliación de la Plaza Palau en el terreno ganado, que ambicionaba convertirse en el centro social y político de la ciudad. También aparecen dibujadas las Cases d’en Xifré , fruto del mismo plan de ensanche interno.

Vemos también como la conducción subterránea del Rec Comptal , a instancias del General Castaños,  permite un mayor uso del llano entre la ciudad , la Barceloneta y la Ciutadella. Aparecen lugares de ocio como el Jardín del General, dedicado a Castaños, la plaza de toros de la Barceloneta y diversos paseos arbolados que los unen.

El Ayuntamiento también adquiere la suficiente autonomía como para comenzar a decidir diversos aspectos de la configuración de la ciudad. Se observa el inicio de la costosa apertura de la calle Ferran, en su camino a la Plaza Sant Jaume, como eje comercial y social de la ciudad, así como la urbanización de dicha plaza, rivalizando en importancia e influencia con la plaza Palau. Aparecen perspectivas de ambas en las esquinas izquierdas superior e inferior. También se constatan obras nuevas como la urbanización de los mercados de la Boquería y Santa Caterina. La desamortización de los bienes de la Iglesia permitirá, en unos años, la aparición de mucho suelo disponible, procedente de los conventos situados en el interior de la ciudad, que se destinará a equipamientos y espacios públicos.

En el Raval todavía predomina la presencia de conventos, hospitales, huertas e industrias, aunque la zona comprendida entre las calles de Carme y Sant Pau ofrece ya  muy poco espacio disponible, con la apertura de nuevas calles como Reina Amàlia, Carretes y Riereta. También se dibuja en línea de puntos un posible trazado de calles al sur de la calle Valdonzella, preveyendo un crecimiento inminente.

En el puerto de observa la prolongación del dique de abrigo, la mejora del muelle de la Barceloneta, ahora en dos niveles y la construcción de unos tímidos muelles adosados a la ladera sur de Montjuic, lo que seguramente conllevó retirar el banco de arena que allí había .La playa de la Barceloneta presenta también una reducción importante de  arena, una variación  cíclica en esta zona de la costa.



1842/1891




1891


Plano del término municipal de Barcelona.
Foto.lit. Thomas y Cía.,Barcelona
Color . 50x66


Ayuntamiento de Barcelona, Ordenanzas Municipales.1891, Àpendix núm.1 (b)



Institut Municipal d’Història de Barcelona
Arxiu Històric Municipal.
(I.G. 7338(b)/15.3(1)A-II)

Biblioteca  de Catalunya
(XV.5 A/R.7449)







Barcelona deja de ser una plaza militar. Sus murallas han caído y el ensanche comienza a propagarse por el llano, donde todavía encontramos las fronteras entre los diversos municipios. Se observa como las construcciones ya desvirtúan la idea inicial de Cerdà.

 El interior de la ciudad antigua se halla totalmente colmatado; ya se aprecia la finalización de la apertura del eje Ferran, Jaume I , Princesa , así como la presencia de la Plaza Reial. En el barrio del Raval hay nuevas calles sobre zonas anteriormente destinadas a huertas: calles Joaquín Costa, Tigre, Paloma, Ferlandina, Sant Erasme, Sant Gil, etc.

El trazado de las rondas esta concluido, con la casi totalidad de su nueva fachada construida, incluida la regularización de los límites de la ciudad antigua: calles de Tallers, Trafalgar, Méndez Núñez. En el espacio entre la ciudad y las rondas ya se nombra a la Plaza Catalunya, todavía un descampado más o menos urbanizado. Se ha iniciado, asimismo, la urbanización del Poble-Sec, entre la Avinguda del Paral.lel y la ladera norte de Montjuic, prolongando la calle Nou de la Rambla.


El derribo de instalaciones militares es aprovechado para crear los equipamientos propios de una ciudad burguesa que experimenta a la vez un gran desarrollo industrial. Destacan edificios como la Universitat o el teatro del Liceu. El fuerte militar de la Ciutadella ha sido donado a la ciudad y en su lugar aparece el parque público que mantiene, sin embargo, los edificios militares, donde ya se ha celebrado una Exposición Universal. La operación se aprovecha para urbanizar la antigua Explanada y recoser la cicatriz dejada en la ciudad histórica. El parque de la Ciutadella se hace eco en su límite sur del radio de giro de las líneas de ferrocarril que entran en la ciudad buscando el puerto y la plaza Palau: las líneas de Mataró y , posteriormente , Granollers, donde aparece la estación de França. También se ha construido la línea de Vilanova, que llega al puerto entre Montjuic y el mar. En esa zona encontramos una zona específica para la descarga de carbón.

El puerto camina hacia su configuración moderna con la prolongación del dique de abrigo, de Levante, y la aparición del contradique, de Poniente,  muelle de tierra , Bosh i Alsina e interiores. Esto supone adelantar más de 80 metros la línea de litoral. La línea de la costa también es desplazada en la Barceloneta, lo que permite su ampliación hacia el este y el sur. A su lado se observan las primeras instalaciones industriales de Sant Martí y la creación de la Compañía de Gas.


1891/1944





1944

Plano del caso antiguo de Barcelona.



Vicent Martorell Portas.

Ajuntament de Barcelona. Servei del Pla de la Ciutat.
I.G. Seix & Barral

Color. 1/5000. 35x43


Institut Municipal d’Història de Barcelona
Arxiu Històric Municipal.
(I.G. 7713/15.3(1)B-II y I.G. 10521/15.3(1)/R. 40150)







El ensanche se haya concluido en la zona que circunda la ciudad histórica y la Plaza Catalunya cuenta con su urbanización definitiva.

En la zona de la Plaza Palau destaca la  aparición de la Escuela de Marina que cierra, por fin, las fachadas de la plaza donde ha desaparecido el Palau del Gobernador.

El ala este del edificio de las Drassanes ha sido derribado, en el encuentro de las Ramblas con el puerto.

La apertura de la Vía Laietana ( Vía A) ha sido finalizada y la práctica totalidad de edificios que le dan fachada están construidos, si bien todavía aparece algún hueco significativo. Se insinúa la intención de iniciar la apertura de la vía C, aprovechando la zona más castigada por los bombardeos de la guerra.

El puerto continúa con su expansión y se aprecia la construcción del nuevo muelle interior de España y la proliferación de almacenes de comercio.









No hay comentarios:

Publicar un comentario